Inicio / LOCALES / Rechazaron el pedido de “extinción” de la causa contra 4 Brasileños acusados de clonar tarjetas

Rechazaron el pedido de “extinción” de la causa contra 4 Brasileños acusados de clonar tarjetas

La Justicia de primera instancia de Ushuaia rechazó el planteo realizado por las defensas de dos de los cuatro brasileños  acusados de formar parte de una banda dedicada a la clonación de tarjetas de crédito y de débito, quienes solicitaron la “extinción de la acción penal” luego de resarcir con dinero a los comercios de la ciudad a los que defraudaron haciendo compras con tarjetas falsas.
La jueza de instrucción María Cristina Barrionuevo consideró que ese mecanismo no podía prosperar porque algunos de los comercios no aceptaron el resarcimiento, la fiscalía se opuso y los usuarios de las tarjetas clonadas no prestaron su consentimiento.

Además, Barrionuevo también rechazó, al entender que existe riesgo de fuga, un nuevo pedido de excarcelación de los extranjeros, que siguen presos desde que la maniobra fue descubierta  en octubre del año pasado.
Ambos pronunciamientos (el de la extinción de pena y el de liberación de los imputados) fueron recurridos por las defensas ante la flamante Sala Penal de la Cámara de Apelaciones de Ushuaia, precisaron fuentes judiciales consultadas por el EDFM.

Los procesamientos de los cuatro brasileños, dictados a fines de 2018, se encuentran firmes, por lo que una vez resueltos los incidentes planteados por las defensas, el caso pasará a dirimirse en un juicio oral y público, adelantaron las fuentes.

Faltan damnificados

Según investiga la Justicia, Armando Ferreira Camors, de 27 años, Rodolfo Gilson Cordeiro Machado, de 33, Edson Leal Moreira, de 40 y Irley Caetano Ferreira Dos Santos, de 57, hicieron 29 operaciones con tarjetas falsas en varios de los principales comercios de la ciudad, mientras que un allanamiento realizado en Buenos Aires arrojó que tenían guardadas 245 tarjetas y materiales para la copia y falsificación de más plásticos.
Las defensas de Leal Moreira, ejercida por los abogados Alejandro Berola y Salvador Parodi, y la de Ferreira Dos Santos, representada por el abogado Oscar Vidal, le pidieron a la jueza que sobresea a ambos acusados por “extinción de la acción penal”.

En el caso de Leal Moreira, el argumento es que le ofreció al Hotel Arakur la “reparación integral del perjuicio ocasionado”, pagando una compra de 6 mil pesos realizada con tarjeta falsa, y agregando a ello otros mil pesos por “gastos o costas” adicionales.
En cuanto a Ferreira Dos Santos, le ofreció a Arakur pagar un gasto de $2.485 más mil de gastos, y $880 al local bailable El Náutico.

Sin embargo, el hotel se negó a aceptar el pago, y solo el local bailable expresó su conformidad por escrito.
De todos modos, la jueza Barrionuevo interpretó que en esas operatorias, no solo resultaron damnificados los comercios, “sino también los legítimos usuarios de las tarjetas, y la empresa crediticia prestataria del servicio”.
Además, ponderó que el Ministerio Público Fiscal “ha manifestado su oposición a la solución procesal propiciada por la defensa, considerándola improcedente”.

Por todo ello, la magistrada se inclinó por el rechazo a que la causa penal se extinga, en una medida que ahora está consideración de la Cámara de Apelaciones.

Peligro de fuga

La jueza también denegó un pedido de excarcelación de los detenidos Gilson Cordeiro Machado y Ferreira Camors, que había sido presentada por el abogado Guillermo Echagüe.
El letrado interpretó que en relación a sus clientes se podía utilizar un control mediante monitoreo electrónico, instrumentado por el Servicio Penitenciario Provincial.

No obstante, Barrionuevo concluyó que “existen los fundamentos suficientes que permiten considerar la existencia de riesgo procesal”, y enumeró que Gilson Cordeiro Machado “poseía documentación falsa” e ingresó al país “como Kleber Silva do Nascimento Antonio”.

También que se movía con otra identidad, la de Rodolfo Pereira Dos Santos, de acuerdo al documento brasileño secuestrado al momento de realizarle la requisa.
Por otro lado, Ferreira Camors también poseía documentaciones falsas: en varias de las tarjetas de débito utilizadas, figuraba como Armando Velazco”, que en realidad es su padre, y con esa identidad se comprobó que alquiló el departamento de Buenos Aires allanado el año pasado.

Según la jueza, en caso de quedar libres, ambos podrían “contactar con otros miembros de una posible asociación ilícita, y advertirles de las posibles consecuencias, como así también, generar una falsa identidad que permita su fuga, dada las identidades apócrifas encontradas”.

En ese sentido, destacó que los acusados “no poseen arraigo en el país ni residencia habitual, y con la circunstancia verificada respecto al ingreso al país con identidad falsa, puede colegirse que tendrían las facilidades para abandonarlo definitivamente o bien, permanecer ocultos”.

La maniobra

Al momento de dictar el procesamiento de los brasileños, Barrionuevo les imputó a todos el delito de “defraudación mediante el uso de tarjeta de crédito, débito y/o compra falsificada”, aunque a Ferreira Camors en 14 hechos, 7 tentativas y un encubrimiento, a Gilson Cordeiro en 9 hechos y un encubrimiento, a Leal Moreira en dos hechos y a Ferreira Dos Santos en dos hechos.

Además, los cuatro fueron embargados por un millón de pesos y la jueza se declaró incompetente para investigar los delitos de asociación ilícita, falsificación de tarjetas de crédito y débito y falsificación de identidad, por lo que parte de las actuaciones fueron remitidas a la Justicia Criminal y Correccional Nacional, junto con las supuestas defraudaciones cometidas por las mismas personas en la ciudad de Buenos Aires.

Es que si bien la investigación comenzó al detectarse el uso de una tarjeta clonada en el comercio “Villaggio” de la calle San Martín, aquí en Ushuaia, el pasado 8 de octubre, allanamientos posteriores derivaron en el secuestro de documentos y otros elementos de prueba que hacen presumir que el accionar de la banda incluía otros lugares del país.

Según las constancias recolectadas por Barrionuevo, los brasileños realizaron 29 operaciones con tarjetas falsas en Ushuaia, incluyendo conocidos hoteles y comercios de la ciudad, como La Boutique del té, Tres Marías excursiones, Heli Ushuaia, Urban Mix, Scandinavian, Hotel Albatros, Nautic, Pluto Matto, La Última Bita, Ramos Generales, Arakur, Villa Brescia y Andino, entre otros.

La Justicia rastreó a los titulares de 13 tarjetas de crédito y débito clonadas, y logró que 10 de ellos declararan como testigos. Casi todos brindaron declaraciones similares: que nunca realizaron compras en Ushuaia, que en algunos casos nunca vinieron a la ciudad, o que estuvieron hace 20 años.
La dimensión del accionar de la banda quedó al descubierto cuando las autoridades allanaron un domicilio en Capital Federal, ubicado en la calle Córdoba 6008 sexto piso B, y allí encontraron, dentro de una valija, 245 tarjetas de crédito y débito, 172 impresas, 15 con logotipos de bancos pero sin nombres todavía, 31 “de color blanco sin inscripción” y 27 tarjetas de otro color sin inscripción.

En el lugar también apareció “una vastedad de elementos relacionados con la clonación de tarjetas”, como “tarjetas blancas, tarjetas de color gris, máquinas embosadoras, impresoras, lectograbadoras, dispositivos de inmersión profunda para la lectura de las bandas magnéticas, sobres boquillas y dispositivos de captación de imágenes”, entre otros.

En Ushuaia también hubo allanamientos y se incautaron decenas de tarjetas de crédito y débito, tickets de compras por altos valores económicos, documentos falsos, relojes y perfumes, entre otros objetos recién comprados.

Compruebe también

TOLHUIN: HARRINGTON PROPONE TRABAJAR EN UN PROYECTO DE CIUDAD

Ushuaia, lunes 8 de abril de 2019.- En diálogo con FM Centro, el legislador Daniel …

Hoy se inaugura la Casa de la Justicia en Tolhuin

El acto contará con la destacada presencia de la Vicepresidente de la Corte Suprema de …

Dejanos tu comentario